¿Como prevenir la corrosión galvánica en perfiles de acero inoxidable?

¿Como prevenir la corrosión galvánica en perfiles de acero inoxidable?
Aceros InoxidableLeave a Comment on ¿Como prevenir la corrosión galvánica en perfiles de acero inoxidable?

¿Como prevenir la corrosión galvánica en perfiles de acero inoxidable?

¿Como prevenir la corrosión galvánica en perfiles de acero inoxidable?

¿Cuál es la mejor manera de unir dos metales o aleaciones distintas y evitar que se forme la corrosión galvánica? ¿Qué debes hacer para que no se produzca una contaminación en las juntas de metal?

Al unir productos de acero inoxidable con otras aleaciones es importante que encuentres soluciones para evitar dicho tipo de corrosión, pero primero debes entender qué es la corrosión galvánica. Encuentra más información en el siguiente artículo que JN Aceros tiene para ti. Adicionalmente, podrás conocer algunos consejos para mantenerla lo más alejada posible de tus estructuras.

¿Qué es la corrosión galvánica?

La corrosión galvánica es un tipo de corrosión inducida cuando dos tipos diferentes de metales o materiales se unen en un electrolito. Por ejemplo, puede ocurrir cuando se conecta acero inoxidable con aluminio, acero al carbono u otros tipos de metales. Es conocida como una de las formas más comunes y destructivas de corrosión.

Cuando se produce la corrosión galvánica, se debe a la diferencia en el potencial del electrodo: el metal más noble se convertirá en el cátodo, mientras que el más activo en ánodo, siendo este último el que se corroerá más rápido de lo normal.

Para muchas aplicaciones industriales, de construcción o arquitectónicamente expuestas, el electrolito que causa la corrosión galvánica es el agua o la humedad, lo cual es común cuando las estructuras se construyen al aire libre y cerca de fuentes de agua como mares y ríos o en climas con mucha nieve y hielo.

¿Como prevenir la corrosión galvánica en perfiles de acero inoxidable?

Para que se produzca corrosión galvánica, se requieren tres elementos:

  • Dos metales con diferentes potenciales de corrosión.
  • Contacto eléctrico directo de metal a metal.
  • Una solución electrolítica conductora (por ejemplo, agua) debe conectar los dos metales de forma regular.

La solución electrolítica crea un “camino conductor”. Se da cuando hay una inmersión regular, condensación, lluvia, exposición a la niebla u otras fuentes de humedad que humedecen y conectan los dos metales.

Si falta alguno de estos elementos, no se puede producir la corrosión galvánica. Si, por ejemplo, se evita el contacto directo entre los dos metales al usar plástico o una capa de pintura o si hay alguna otra interrupción en el camino conductor, no habrá corrosión galvánica y cada metal se corroerá a su velocidad normal en ese ambiente de servicio.

¿Qué pasa si se junta el acero inoxidable con acero al carbono?

No todas las aleaciones de acero son iguales. De hecho, algunos no se llevan bien con otros. Este suele ser el caso del acero al carbono y el acero inoxidable. Aunque ambos son metales a base de hierro, el acero al carbono tiene un contenido especialmente alto de carbono, lo que le brinda la propiedad de ser notablemente fuerte, pesado y duro.

Sin embargo, el acero al carbono es vulnerable a la corrosión. Esto se debe, como te lo acabamos de mencionar, está hecho de hierro y es fácil que el oxígeno lo corrompa. Por otra parte, puede que estés pensando, “si el acero inoxidable también es a base de hierro, ¿por qué sí es resistente a la corrosión?” Es aquí donde entra el arma secreta del acero inoxidable: el cromo, el cual puede eliminar el oxígeno sin corroerse.

Cuando el acero inoxidable y el acero al carbono están conectados, y se introduce un electrolito como la humedad, el acero inoxidable absorbe los electrones del acero al carbono, lo que provocará que este último se deteriore con mayor rapidez, se debilite y finalmente colapse.

También te interesará: ¿Qué es la pasivación del acero inoxidable? ¿De qué trata este proceso?

¿Cómo se puede prevenir la corrosión galvánica?

¿Como prevenir la corrosión galvánica en perfiles de acero inoxidable?

Existen algunos métodos que se utilizan al combinar diferentes materiales que ayudarán a prevenir la corrosión galvánica, como:

  • Cuando sea posible durante la fase de diseño, trata de utilizar una unión con un potencial de electrodo similar (por ejemplo, acero inoxidable 304 / 304L con 316 / 316L)
  • Rompe el camino eléctrico en las partes metálicas o electrolíticas del sistema mediante el uso de imprimaciones especiales de alta densidad y así proteger la junta y aislar el electrolito en esta. Es importante tener en cuenta que cuando se usa una imprimación o recubrimiento, ambos materiales deben recubrirse. Si ello no es posible, se debe aplicar la imprimación al metal con la mayor susceptibilidad a la corrosión. Otros compuestos repelentes al agua, como grasa, pinturas o barnices adecuados han tenido éxito en la prevención de la corrosión galvánica.
  • Otro método utilizado para prevenir la corrosión galvánica es aislar eléctricamente los dos metales entre sí mediante el uso de materiales no conductores como los plásticos.
  • Agrega inhibidores al electrolito. Recuerda, para que comience la corrosión galvánica, debe haber dos metales y un electrolito. Por lo tanto, mantener los electrolitos a raya ayudará a retrasar la corrosión.
  • Protección catódica por: corriente aplicada o ánodo de sacrificio.
  • En caso de trabajar con acero al carbono, galvanízalo. El galvanizado es una forma de proteger el acero al carbono sin cambiar completamente su estructura. Cuando el acero al carbono se galvaniza, una capa de zinc se extiende sobre su superficie.

La corrosión puede ser un peligro aterrador en un sitio de trabajo o en estructuras existentes. Sin embargo, saber cómo funciona te ayudará a tomar las medidas correctas para detenerla.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Back To Top